Repsol aparca la venta de su filial comercial con la vista en su negocio verde

Repsol aparca la venta de su filial comercial con la vista en su negocio verde

Repsol pone al ralentí su plan de desinversiones. La petrolera ha decidido dejar en punto muerto la venta de hasta un 25% de su filial comercial, que valoraba en hasta 10.000 millones, según indican fuentes financieras a CincoDías. Su prioridad es marcar el perfil verde de la compañía, un proceso en el que busca un socio para su negocio renovable, donde una posible salida a Bolsa aparece ahora en un segundo plano.

Fue en noviembre del año pasado. Repsol presentó su plan estratégico, a cumplir antes de 2025. La música estaba clara: vestir de verde el tradicional negocio petrolero, al que han puesto la cruz tanto gobiernos como inversores. En definitiva, adaptarse a los tiempos.

Como parte de esta estrategia Repsol encomendó a Citi la búsqueda de un socio financiero para su recientemente creada división comercial. Esta no es la dueña de ningún activo físico de Repsol, como sus gasolineras, sino que su negocio parte de gestionar la actividad comercial de estos activos, cuya propiedad sigue en manos de Repsol. Aglutina a 24 millones de usuarios en negocios como gasolineras, electrolineras, carsharing (Wible), tiendas de conveniencia, de la comercialización de electricidad y gas a particulares, de soluciones energéticas y de lubricantes.

Puedes leer el artículo completo de Cinco Días a través de ESTE ENLACE.