Endesa inaugura el primer punto de carga rápida en una gasolinera de Galp

Endesa inaugura el primer punto de carga rápida en una gasolinera de Galp

Endesa ha inaugurado el primer punto de carga eléctrica instalado en una estación de servicio de Galp, ubicada en Alcalá de Henares (Madrid). Esta actuación forma parte del acuerdo alcanzado con la compañía portuguesa Galp para instalar 5 puntos de carga rápida en estaciones de servicio en el marco del proyecto Cirve.

Todos los puntos contarán con tecnología de 50 kW (rápida), por lo que los usuarios podrán recargar el 80% de la batería de su vehículo eléctrico en aproximadamente 15 o 20 minutos. Cada punto dispondrá de tres tomas diferentes para poder dar servicio a todos los modelos de vehículos eléctricos existentes en el mercado.

Esta primera infraestructura de recarga, que ya está en funcionamiento, se encuentra situada en la estación de servicio Galp ubicada en la carretera N-II, P.K. 29,0, sentido Madrid, en el municipio de Alcalá de Henares. Los otros cuatro estarán situados en Málaga, Sevilla, Zaragoza y Badajoz.

Utilizarlos no será complicado porque todos los puntos de recarga estarán conectados a una plataforma digital de Endesa que permite la interoperabilidad y el control remoto de los puntos. Tan solo hay que descargarse la aplicación para móviles ecaR, disponible en IOS y Android, y los usuarios podrán localizar la estación de carga, conocer su estado e incluso pagar el servicio con su tarjeta de crédito sin necesidad de ser cliente de Endesa. En un futuro, también, podrá usarse directamente con la plataforma de Galp.

Más info: https://www.endesa.com/es/prensa/news/d201902-endesa-inaugura-el-primer-...

Sobre CIRVE
La instalación de estas cinco infraestructuras de recarga de vehículo eléctrico en el marco del proyecto CIRVE, configuran un consorcio español para fomentar el uso de vehículos eléctricos entre España, Portugal y Francia en un escenario transfronterizo totalmente interoperable que permita a los usuarios de vehículos eléctricos el tránsito desde el Norte de Europa hacia la Península Ibérica. Gracias al proyecto CIRVE, Corredores Ibéricos de Infraestructura de Recarga Rápida de Vehículos Eléctricos, se van a instalar un total 25 nuevos puntos de recarga rápida en España y adaptar otros 15 puntos que ya están en funcionamiento en determinadas localizaciones estratégicas de los corredores ibéricos. La iniciativa, que arrancó a finales de 2015, conlleva una inversión de 3,5 millones de euros y un plazo de ejecución de más 4 de años. En la actualidad ya hay 21 puntos operativos.

El proyecto está consorciado por los gestores de carga IBIL (líder del proyecto), EDP, ENDESA, GIC e IBERDROLA como gestores de la red de recarga, junto con la Asociación AEDIVE y otros dos socios internacionales: RENAULT y el Centro para la Excelencia e Innovación de Portugal, CEIIA. Además, cuenta con el apoyo de los Ministerios españoles de Fomento y de Economía, Industria y Competitividad. El plan está cofinanciado a través de la convocatoria de 2015 del Connecting Europe Facility (CEF).

En la Imagen (c) Endesa: Izq a dcha: Josep Trabado, director general de Endesa X, y Miguel Gil, Director Gas&Power de Galp en España